Lugares de interés / Lugares de interés
Logo Tussam

Lugares de interés

Convento de Santa Paula
Vista del Convento de Santa Paula

Dirección c/ Santa Paula, 11

Teléfono 954 536 330

Web www.santapaula.es

Convento de Santa Paula

Doña Ana de Santillán compró a los monjes jerónimos de Buenavista varias casas próximas a la parroquia de San Román. Unidas a la que ya poseía, pidió bula de erección a Paulo II y se la concedió Sixto IV el 27 de enero de 1473. Dos años después recibió con sus compañeras el hábito albipardo, llegando a profesar como priora perpetua.

Hacia 1493, Doña Isabel Enríquez vino a Sevilla y propició la construcción de la iglesia, adquiriendo el derecho de ser sepultados ella y su familia en la Capilla Mayor.

El Monasterio se dedicó a Paula Romana (de ahí viene el nombre), la penitente discípula de San Jerónimo, descendiente de los Escipiones y los Gracos.

Debido a la riqueza de su patrimonio, fue el primer monasterio de Sevilla declarado “Monumento histórico-artístico”. También fue el primero en crear un museo, que contiene grandes tesoros artísticos.

Museo: En la primera sala podemos ver los mejores ornamentos del convento así como sus miniados, sus encajes, sus candorosos “Niños Jesús” y sus “nacimientos”. En la segunda podemos admirar la cubierta conformada por un gran y espléndido artesonado mudéjar de la primitiva iglesia conventual. Allí se podrá contemplar un señorial locutorio que, a ambos lados de la gran reja de forja, ofrecerá toda una exposición del siglo XVII: bellísimos armarios, arcones y tacas, y sobre ellos cuadros pertenecientes a las escuelas sevillana, madrileña y valenciana. También un Crucificado mejicano y un inmenso “Nacimiento” realizado por Ribera.

Desde las ventanas enrejadas de esta sala podrá admirarse todo el claustro principal, de principios del XVII, con sus luminosas arcadas blancas, apoyadas sobre columnas de mármol, con sus zócalos multicolores de azulejería sevillana de hacia 1615, y con esa escalera palatina rematada en su doble arco donde luce espléndidamente un “Cristo del Amor” entre faroles. Todo este recinto abierto se ve coronado por la espadaña.

El coro alto, lugar donde finaliza el recorrido del museo, está cubierto por un artesonado mudéjar realizado por Diego López de Arenas.

Iglesia: La portada es muy importante. Consiste en arco gótico-mudéjar apuntado con tres arquivoltas, y cerámica de Lucca della Robbia interpretada por Niculoso Pisano. En su decoración podemos ver ángeles y cartelas góticas de Pedro Millán; medallones clásicos de Niculoso Pisano, rodeados de flores y frutas; medallón de San Cosme y San Damián, obra de Pedro Millán.

Niculoso Pisano es el autor de los azulejos anaranjados y decorados con grutescos en blanco, azul y amarillo que aparecen en el tímpano y en la rosca del arco.

En el tímpano hay un escudo real realizado en mármol blanco, flanqueado por el yugo y la flecha de los Reyes Católicos (1504).

Esta iglesia tiene una sola nave; en el presbiterio, doble bóveda gótica; a lo largo del crucero el artesonado es del s. XVII en estilo mudéjar. Un alto friso de azulejos recorre toda la nave. Entre sus obras de arte podemos destacar:

El Retablo mayor es obra de José Fernando de Medinilla (principio s. XVIII).

En los muros laterales del presbiterio se disponen los sepulcros del marqués y marquesa de Montemayor, patronos del convento, recubiertos por azulejos con los escudos nobiliarios.

Retablo de Alonso Cano, con escultura de Martínez Montañés de San Juan Evangelista, y otra escultura de San Juan Bautista.

(En esta época había una gran devoción a los Santos Juanes. En los conventos sevillanos había los bautistas y los evangelistas). En este convento, se decidió dedicarle un altar a cada uno.

El Altar de “La Crucifixión” obra de Felipe de Ribas, donde está el “Santo Cristo de los Corales”.

El Coro bajo, que se encuentra a los pies de la nave. No tiene sillería pero corren por sus muros un banco de azulejos.

El lema “Ora et Labora” se cumple a rajatabla. Estas monjas bordan ornamentos litúrgicos, hacen abanicos de caña y tela. Su repostería es variada (tocinos de cielo, magdalenas y sobre todo sus mermeladas).

Volver

 
Ver Certificado AENOR AMBIENTAL
Ver Certificado EMAS
Ver Certificado AENOR TRANSPORTE
010
Política de uso de cookies        Aviso Legal             W3C WAI-AA